Podemos parir

because-ican

El post de hoy va dedicado a una mamá valiente, en realidad a tantas mamás valientes, que logran desprenderse de sus miedos y de tantas cosas asumidas a lo largo de la vida, aquellas que por fin toman las riendas de sus partos y que deciden – y no es una decisión fácil, yo lo sé – ponerse al mundo por montera y pelear por traer a sus hijos de una forma digna. Porque la ciencia nos da la razón aunque el entorno aún trate de ignorarlo.

Sólo las que lo hemos intentado sabemos lo que cuesta encontrar un profesional, que, de acuerdo con toda la evidencia científica, se comprometa a dejar que intentemos parir vaginalmente después de una cesárea. Pero es posible y mucho más fácil desde que no estamos solas. Con las redes sociales en nuestras manos, las cosas han cambiado mucho desde que yo intenté mi PVDC. Y sí, ha sido para mejor.

Sólo las que lo hemos intentado sabemos que, pase lo que pase, ya nada será igual. Las cesáreas previas no son un impedimento para tener estupendos partos vaginales posteriores. Los PVDCs existen. Pero sobre todo lo que queda en nosotras es la conciencia de haber sabido imponer nuestros deseos, nuestras necesidades, la prueba de que somos capaces de elegir, de expresarnos, de escapar de quién no nos va a ayudar, de quién no está pensando en nosotras, sino en sí mismo. Y eso, pase lo que pase, siempre se queda.

Sí, podemos parir. Y más que eso, podemos decidir.

Que tengas suerte, amiga. Lo más difícil ya está hecho.

Foto | Because ICan International Cesarean Awarness Network www.ican.org

0
1

1 Comentario

  1. Lady Vaga 18 agosto 2011

    Bien dicho, preciosa. Podemos parir. Aunque algunos se obcequen en catalogarnos de «alto riesgo» por el hecho de habernos rajado el útero con anterioridad.

    Besos activistas,
    Lady Vaga.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*