Cesáreas en compañía II

Por fin. Lo prometieron y lo han cumplido. El hospital 12 de octubre de Madrid ya permite a los papás estar presentes en el nacimiento de sus hijos aunque tengan que venir al mundo por cesárea.

Así nos lo contaron en el periódico 20 minutos

La pionera se llama Mª del Carmen y ha tenido el privilegio de ser recibida por su madre, Trini, mientras su padre Jaime lo observa todo.

Un quirófano impoluto acoge a una mamá «con contracciones», aparentemente tranquila y muy consciente, que se emociona cuando le entregan a la pequeña recién salida de su vientre. «Con el otro fue también cesárea, pero no me lo dieron, se lo llevaron. Esto es muy diferente», asegura al borde de las lágrimas mientras siente a Mª del Carmen contra su piel.

Permitir a la mujer estar acompañada en unos momentos que pueden ser muy tensos no sólo ayuda a la mujer, sino también al bebé. Si el bebé no puede nacer de forma natural ¿qué mejor manera de recibirlo que como si sí lo hubiera hecho? Con una madre traquila, segura y emocionalmente apoyada por su pareja fomentar el contacto piel con piel, favorecer la lactancia es mucho más sencillo. Cuidar la salud emocional de las madres mejora la salud de los niños.

El equipo, siempre atento, practica la idea que ha hecho de este hospital un referente en maternidad: «Mínima intervención». Así, los padres y sus invitados se convierten en los auténticos protagonistas de un momento tan emotivo y cálido.

Felicidades al 12 de octubre, siempre pioneros en este tipo de iniciativas.

Y Jaime, «alucinado», es testigo privilegiado de cómo madre e hija se encuentran y se «huelen» por primera vez.

0
0

0 Comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*