Iniciativas al fomento de la lactancia

salalactancia

A pesar de las estadísticas, o quizás debido a ellas, Andalucía se va destacando como pionera en la atención respetuosa al parto y el fomento de la lactancia. Hace seis años que ando enredando en estas cosas del parto y la lactancia y observo con alegría cómo las cosas van cambiando, lentamente, pero cambian. Las locas del parto hemos pasado de ser eso, las locas del parto, a que nuestras reivindicaciones, que no son otras que las de la OMS, estén reconocidas como lo que son: la opción más saludable.

Por eso cada pequeño paso que se da me emociona, sobre todo por el gran trabajo de concienciación que hay detrás de cada una de las iniciativas, por la guerra que damos, porque tenemos razón. Ya no hay duda de que el parto respetado está «de moda». Cada vez son más y más los hospitales que modifican sus protocolos de modo que la aplicación de las recomendaciones de la OMS no sean una utopía de unas pocas visionarias. Aunque aún queda mucho por hacer.

Sobre todo en lo que se refiere a lactancia. La especie humana ha naturalizado el mayor experimento a escala mundial: cambiar la alimentación de una especie, en sus momentos más vulnerables, es lo que ha significado el desplazamiento de la lactancia materna por el biberón y las leches de bote. «Los bebés toman biberón» dice el libro de Conocimiento del Medio de mi hija, de seis años. que, a pesar de no haber tomado un biberón en su vida, es capaz de asumirlo tranquilamente.

Por eso cada iniciativa, por pequeña que sea, cada voz, cuenta. Y por eso hoy os traigo esta noticia.

El hospital de Puerto Real, en Cádiz, acaba de comenzar un programa de fomento de lactancia materna que permita a las mujeres continuar con la lactancia hasta los 12 meses, a pesar de tener que volver a sus puestos de trabajo. De rabiosa actualidad, ahora que nos han denegado la baja de 20 semanas que proponía la UE. Diez mujeres trabajadoras participarán en este programa pionero en España, que cuenta con una sala especial en la sección de Neonatología, equipada con todo lo necesario para extraer y conservar leche materna, así como para atender a un bebé. Sacaleches hospitalarios – que dejadme que os diga, no tienen nada que ver con los sacaleches de uso particular – sillones de lactancia y material divulgativo, así como el apoyo de personal especializado para resolver cualquier tipo de duda o problema.

La sala contará con un control de acceso y sólo estará disponible para las trabajadoras de éste hospital. Pero este programa pretende implantarse en todos los hospitales del área andaluza antes de 2012. El total invertido ha sido de 14000 €, aunque es obvio que la sala está de lujo.

Una buena noticia para las andaluzas, aunque sólo sea para las que trabajan en los hospitales públicos. Recordando ahora a todas aquellas mujeres que para continuar con su lactancia no tienen más remedio que extraerse en el cuarto de baño, recordamos desde aquí a todas las empresas que la lactancia está protegida por la ley y que las mujeres tienen por tanto el derecho de contar con estancias habilitadas para la extracción de leche, tal vez no sea necesario gastarse un pastón en sacaleches hospitalarios, nosostras nos los podemos llevar de casa, pero una silla del IKEA, señores, no cuesta ni 100 €. Y la salud de los hijos de sus trabajadoras se lo agradecerá, redundando en su bolsillo.

Fuente | Amamanta vía Twitter
Foto | Raphael Goetter

0
0

0 Comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*