Los consejos erróneos en la lactancia materna

consejos lactancia

Una de las principales causas del fracaso de las lactancias es la proliferación de consejos, en ocasiones ni siquiera bienintencionados, que tienen poco o nada que ver con la realidad del amamantamiento. Suelo decir que tener un hijo es como abrir una caja de dulces, que te salen expertos por todas partes. La lactancia no se libra. La tendera de la esquina, la vecina, tu amiga a la que se le retiró la leche a los dos meses, tu madre que no pudo darte teta…Escuchar consejos erróneos sobre lactancia materna es, además de muy frecuente, bastante perjudicial.

Los alimentos recomendados y los alimentos prohibidos. No hay alimentos recomendados durante la lactancia, no más allá de los alimentos recomendados al público en general para una dieta equilibrada.

Y por supuesto no existe ningún alimento prohibido durante la lactancia. Ni los espárragos, ni los ajos, ni los mariscos, ni las coles… Si estás amamantando puedes comer de todo. Según los expertos esto en realidad hará que tu hijo acepte mejor los sabores nuevos cuando llegue la alimentación complementaria.

Hacer recomendaciones estrictas sobre la dieta, estrictas y en ocasiones casi imposibles de seguir, es una buena manera según todos los expertos de hacer fracasar una lactancia. Si la lactancia se convierte en un asunto que va a condicionarte de forma dramática hasta el punto en que no puedas comer cosas que te gustan por no perjudicar a tu hijo, lo más probable es que al menor inconveniente te desinfles. Es normal, todo el mundo reaccionaría igual.

La leche humana, en comparación con la leche de vaca, tiene muy poca grasa.. Esto es porque las vacas acaban pesando 500 kg y los seres humanos de momento no. La leche humana es por tanto muy poco consistente, puede incluso adquirir una coloración azulada, de lo poco consistencia que tiene. Ésta además varía a lo largo de la misma toma, siendo la del final algo más espesa debido a su mayor contenido en grasa. Es tu hijo, con la succión, el que decide qué consistencia va a tener la leche. Si tu bebé mama a demanda la consistencia de tu leche es la idónea en cada momento, más que nada porque el que da instrucciones al pecho es él.

La mayor parte de los artículos con consejos sobre lactancia materna dan unos consejos tan difíciles de seguir que su consecuencia es que las madres que tratan de cumplir los requisitos se desaniman y lo dejan. Si tienes problemas con la lactancia visita webs fiables (por ejemplo, la nuestra, jeje) o mejor, busca un buen grupo de apoyo.

Amamantar es fácil, durante milenios ha sido algo instintivo, sigue siendo instintivo para tu bebé. Todo aquel “experto” que diga lo contrario miente o no sabe de lo que habla. La lactancia materna siempre es de calidad.

Foto | Rafael Goetter

8 Comentarios

  1. monchis 27 marzo 2011

    Claro, no hay NADA en este mundo que se asemeje a la leche de mama!!! es una maravilla, a mi se me hace increible que yo tenga la mejor fabrica de leche con las propiedades exactas que ocupa mi niña…. buen articulo saludos…

  2. soc mare 27 marzo 2011

    vaya tela! luego te metes en foros y empiezan a decir toooodos lis alimentos que no pueden comer lactando y eso se convierte en motivo para no seguir haciéndolo.

    Gracias por el artículo aclarando todos estos puntos

  3. Esthercita Martinín 28 marzo 2011

    Leñes, pero si conoces mi pueblo !! Me ha hecho ilusión leer “Ciempozuelos”, jate que cosa más tonta.
    Gracias por el artículo. Yo en breve, más o menos en un mes, me iniciaré en la lactancia materna y tengo claro que salvo a Carlos González, a mi matrona y a ti (qué pelota) no pienso hacer caso a nadie más !!

  4. bren 28 marzo 2011

    muchas gracias! es genial el articulo 🙂

  5. Author
    Irene Garcia 29 marzo 2011

    Jajaja, el DNI de mi padre dice que nació allí. Anda que no me he tenido yo que tragar historias sobre el vaso campaniforme y el manicomio (tenemos enchufe, creo xD). Ya nos contarás, verás como te va todo bien. Y si tienes algún problema, pues nada, a preguntar sin reparo 🙂

  6. Aitana 30 marzo 2011

    La leche materna sólo tiene un gran inconveniente: es gratis.

  7. Galle de la Suerte 11 abril 2011

    Si bien no conozco ese sitio para nada y no creo que sea muy popular en mi país (soy mexicana), esa información ya la había leído y pensé lo mismo que escribiste, que ahora resulta que las mamás lactantes solo pueden comer lechuga y pollo ¡así como no van a abandonar la lactancia! Lo hacen ver dificilísimo y como si alterara toda tu vida de tal modo que ni siquiera un pastelito de chocolate te puedes comer. Patrañas, puras patrañas.

  8. Author
    Irene Garcia 12 abril 2011

    Y pollo a la plancha, que si es de otra forma tiene mucha grasa 😛

    Me alegro que el sitio no sea muy famoso, jeje.

    Saludos

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*