Presionar a los hijos atletas puede aumentar el riesgo de dopaje

doping

Cada vez son más los educadores de todos los ámbitos que señalan que el estrés no es buen amigo del aprendizaje. La neurociencia nos muestra cada día en numerosos estudios que lo que se aprende disfrutando se aprende mejor, se olvida menos y además tiene un impacto en la salud. Y no importa si el aprendizaje es intelectual o físico. Buscar la diversión y el juego es importante para conseguir buenos resultados. Presionar a los chicos con exámenes, pruebas y en general exigencias ha demostrado ser no sólo bastante poco efectivo, sino contraproducente. Y parece que cada vez más pedagogos se están dando cuenta.

Sin embargo, cuando hablamos de pequeños deportistas parece que la presión está ligada a la excelencia. Cuanto más categoría tiene la competición más se presiona a los chavales. Y esto tiene consecuencias.

Un estudio realizado en el Reino Unido a través de una encuesta a 129 atletas muestra que la presión paterna convierte a los jóvenes en más propensos a usar sustancias para aumentar la capacidad física, o sea, dopantes. La encuesta, que se realizó en atletas varones de 17 años, mostró una correlación entre la tolerancia al uso de drogas de estos atletas y la presión paterna. Por encima de otros parámetros como el perfeccionismo, la baja tolerancia a los errores e incluso la presión de los entrenadores, la presión de los padres es el único factor que según esta encuesta afecta a la percepción que los chavales tienen del uso de drogas dopantes, aumentando el riesgo de uso de este tipo de sustancias. Los padres tenemos muchísima influencia en nuestros hijos, en la construcción de su autoimagen y de su autoestima y llegado el caso también en la toma de malas decisiones: complacer a papá ganando no debería ser un motivo para hacer uso de compuestos que, como  todo el mundo sabe, afectan al funcionamiento de tu cuerpo y son perjudiciales para la salud, pero, como vemos, es el principal motivo.

Y es que a veces el deseo de que nuestros hijos destaquen y “sean algo en la vida” puede ser hasta peligroso.

Si tienes un niño deportista recuerda que, sobre todo a edades tempranas, lo principal es divertirse. Recuérdale también que le vas a querer siempre, incluso más cuando pierda.

Te recordamos además que la homeopatía te ayuda a cuidar de la salud de tus pequeños atletas. Y que no tiene riesgo de dar positivo en doping.

Lo importante es participar, pero sobre todo pasarlo bien.

Vía | Healthday

Foto | JON_CF

0
0

0 Comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*