Parto para torpes

embarazo_medium1

Te quedas embarazada y lo primero (después de superar el susto inicial) es empezar a preguntar e indagar sobre todo lo relacionado con el embarazo y el parto. Amigas, familia, internet, libros, libros y más libros…cuando yo me quedé embarazada de Ana mi primer regalo fue un libro, bastante malo, por lo que no lo voy a mencionar.

Lo de que el libro era malo lo supe mucho después, concretamente después del parto, con lo que ya os podéis imaginar lo mucho que me ayudó. Sobre el embarazo y el parto se han escrito más libros que sobre tragedias románticas (y ya es decir) pero no todos son iguales. La triste realidad es que la mayor parte de la información fácilmente accesible para una embarazada no cuestiona en ningún momento el estado actual de las cosas. Y el estado actual de las cosas no es que sea como para ponerse a cantar.

A pesar de que las locas del parto cada vez somos más visibles, a pesar de que nuestros lemas sólo se ajustan a las recomendaciones de la OMS y a pesar de que hasta el Ministerio de Sanidad nos dio la razón hace tiempo, la triste realidad es que lo asumido, lo aprendido, lo transmitido por muchos medios de comunicación – entre los que se incluyen los libros y también muchas webs en internet – tratan el embarazo y el parto como si fueran una terrible enfermedad. Esto es así porque también es así como lo conciben la mayor parte de los obstetras, como algo patológico. ¿Estás embarazada? La sociedad cree que eres una bomba de relojería a punto de explotar, o al menos, a punto de romper aguas y tener que salir corriendo a coger un taxi con el terrible riesgo de que la tapicería acabe hecha unos zorros. Eso es lo que se nos vende, en los libros, en las revistas, en los telediarios y en el cine.

Recuerdo que justo unos días (o semanas) antes de que naciera Ana vi un anuncio en la tele de la película La chica de Jersey, en la que Jennifer López muere de una aneurisma (o algo similar) justo en el parto. La película no la ví (ni me atreví) pero lo peor es que ni se me ocurrió considerar que las aneurismas te pueden dar mientras estás haciendo un pic-nic en la playa. Para mí, como para casi todas, lo que quedó en la conciencia fue que los partos son cosas peligrosísimas.

El embarazo y el parto son hechos fisiológicos, como hacer la digestión. Es cierto que una digestión puede complicarse y también es cierto que si un parto se complica las consecuencias son bastante distintas a un poco de acidez, pero esto no implica que de todas formas la mayor parte de los partos suceden y sucederán sin mayores problemas, si no fuera así la humanidad se habría extinguido a la tercera generación. Ya hemos comentado aquí que la mortalidad en el tercer mundo relacionada con los partos la mayor parte de las veces no es debida al parto en sí, sino a las condiciones en las que éste se produce o a las condiciones previas de la madre – repito, no es lo mismo tener una hemorragia si estás bien alimentada que si partes ya de una anemia galopante combinada con un poquito mucho de raquitismo y suciedad generalizada.

Por todo esto hoy me permito el lujo de recomendaros un libro para embarazadas y futuras parturientas. Porque siete años y pico después de que yo me iniciara en esto de la maternidad ya sé distinguir cuando un libro sobre partos habla de hechos reales o sólo sirve para redundar en la percepción distorsionada de una realidad que, si una se pone pelín conspiranoica, tal vez se mantenga porque conviene. El libro: Embarazo y parto para torpes. Con ilustraciones de Forges. Y su autor: Emilio Santos Leal, que es ginecólogo y sabe un rato de partos. Si estás embarazada y sobre todo si tienes miedo al parto, no lo dudes, este es tu libro. Olvídate de todos los demás – a menos que su visión coincida con la de éste. Es un consejo de una loca del parto con un curso de preparación al parto intensivo, autodidacta, de siete años de duración, cuyo único defecto es que empezó justo después del primer parto.

1 Comentario

  1. Arual7 7 julio 2011

    Tienes razón muchos tratan el embarazo y el parto “como si fueran una terrible enfermedad” y se puede disfrutar del sexo, de la espera, del momento, ¡hasta de tu parto! Me alegro de haberte descubierto, más artículos y vídeos sobre esto en http://www.centradaenti.es, espero que te gusten!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*