Maternidad y éxito. Qué liberadas están estas modernas

L1084042 (1)

Hoy va una de cotilleos. Ya hace unos días que tengo pendiente comentar esas noticias referidas a Penélope Cruz, la lactancia y las dietas milagro. Leía en un sesudo reportaje de un periódico de tirada nacional que Pe lo conseguiría, que sería capaz de presentarse en los Óscar, colgada del brazo de su marido (sic), como si no acabara de parir. El reto de Pe, se titulaba la cosa

Confieso que no he visto la gala, ni falta que me hacía, así que esta mañana me he puesto a buscar las fotos. Morbosa que es una (mucho, porque ni sé quién se ha llevado los premios) y hete aquí que me encuentro con otro cotilleo. Natalie Portman recoge su Óscar por Cisne Negro embarazada. Indago un poco más y me encuentro con que está de siete meses. Y por supuesto, en las fotos parece como si no lo estuviera.

Yo a los siete meses me recuerdo mucho más gorda, mucho más patizamba y mucho más embarazada, estéticamente hablando. Por no hablar de como estaba en el postparto reciente. Dolly Parton se hubiera muerto de envidia si me hubiera visto.

La maternidad es tabú y por las fotos salta a la vista. Vestidos drapeados, corte imperio, dietas relámpago, cavitaciones, liposucciones, cesáreas programadas…las famosas hacen lo que sea para ocultar esta etapa de la vida que, recuerdo, es parte importante de la sexualidad femenina. Las revistas de moda y belleza e incluso las de maternidad se hacen eco, como si las madres recientes no tuviéramos otra cosa que hacer más que recuperar inmediatamente nuestra figura. Y así se transmite la imagen de que la maternidad es fea, estéticamente reprobable y que está reñida con el éxito. Conste que lo entiendo, lucir embarazo o unas buenas tetas de madre lactante parece casi una provocación. Es algo así como “¿ves lo tremenda que estoy? pues lo verás pero no lo catarás”.

La obsesión del mundo de la imagen por ocultar los signos de la maternidad, las cremas antiestrías, los productos milagro, las fotos de las famosas recién paridas que parecen quinceañeras casi prepúberes, no son más que otra muestra de que en esta sociedad lo femenino se tolera sólo si es funcional al hombre, sexual en la más rancia acepción de la palabra. La maternidad, la lactancia, son sexo, pero excluyen al varón o sobre todo excluyen el coito y por eso están mal vistas. Y es que cuando se dice que la sexualidad femenina es cíclica no se está hablando del ciclo menstrual, aunque mucha gente así lo crea, sino a mucho más que eso.

Eso y que la estética mueve mucho dinero. El machismo sigue siendo inmensamente funcional al consumismo.

Despertarse un lunes con que los modelos a seguir por las mujeres vuelven a tratar de ocultar el hecho de que son mujeres me produce hilaridad. Yo no quiero ser mujer objeto, ni ir colgada del brazo de mi excelso marido como si tuviera complejo de bolso (carísimo, eso sí), y lo que es más, yo, tan poco exitosa, he disfrutado de mi maternidad mucho más que todas estas modernas, que habrán tenido mucho éxito en la vida, pero su liberación da verdadera risa.

Podéis echar un ojo a las fotos en la Galería de El País. Y no hagáis caso, no por parecer más flaca está una más feliz.

La crianza, la lactancia, el puerperio, son una etapa de la vida muy, muy corta. ¿Por qué no nos dejan disfrutarla en paz?

¿Creéis que estas actitudes son feministas? Porque lo peor, es que ellas sí lo creen.

Foto | Francoiskarm

0
17

17 Comentarios

  1. Caro 28 Febrero 2011

    ¿Feminista? Ya quisieran…

    Como aún sigo de viaje y no estoy en mi casa, esta mañana he visto (vuelco a recalcar: circunstancialmente), la basura de comentarios sobre la pasarela de los Oscar en la telebasura mañanera. Porque sobre los Oscar en sí, sobre películas, calidad, etc, no se oye hablar en ningún sitio.

    Por supuesto ponían a Penélope Cruz a escurrir. Porque según ellos, no había logrado superar ‘el reto’ del que tu hablabas. Que claramente no había logrado recuperar su peso preparto (¿Cuánto ha pasado desde que dio a luz? ¿UN MES???), que se había pasado con el escote, que si llevaba brillos como para una fiesta de nochevieja (y luego vi que era tendencia,porque si ella llevaba brillos, las demas eran árboles de navidad)…

    Yo no podía dejar de repetir ‘qué cabrones…’. Qué mala es la gente. Da igual hombres que mujeres. Y las mariquitas viejas son las peores. Esas que dicen, como he oido esta mañana, que puesto a ser antiestético, es mucho más antiestética la visión de una embarazada en un acto como este que el de una recién parida (aludiendo a Natalie Portman). Parafraseando el título de la novela, hay muchos hombres que odian a las mujeres (heteros, y homos…). Y muchas mujeres que por seguirles la gracia a los hombres, se odian a sí mismas. No hay más que verlas (Y OIRLAS).

    Fuera de lo poco o lo mucho que me guste Penélope Cruz como actriz (porque como persona, no tengo el gusto), a mi me parece que estaba muy guapa. Y su escote me pareció una gran provocación, no sé si ella lo haría como una reivindicación, pero ese escote da toda la impresión de decir ‘aquí estoy yo’ (y mis tetas de mujer recien parida tambien). Las redondeces que otros ven tan ANTIESTÉTICAS yo las veo sexys a reventar. Pero sí, sexys, como tu dices, de una sexualidad que no es funcional (o al menos, no de forma exclusiva) al hombre.

    Mientras las mujeres no despertemos, y dejemos de valorarnos exclusivamente por nuestro aspecto, nunca romperemos esta tela de araña.

  2. LOla 1 Marzo 2011

    ¿La verdad?

    Es Hollywood ¿¿¿ que esperaban ???

    Pero saldre en defensa de Natalie: se le notaba BIEN el embarazo de 7 meses. Tengan en cuenta que es pequeña de contextura fisica y ademas la gasa en sus pliegues logra ese efecto, como light. No lo lleva oculto, pero tampoco se vistio de carpa de circo (BIEN AHI!)
    Yo me sentia super mal cuando me decian “¿de cuanto estas? ¿y no tienes la tripa muy pequeña?” y blablablabla… Y no, resulto que no… pero no estaba “rotunda” por ser pequeña yo, era solo eso.

    Y el escote de Penelope es vulgar, lo mires por donde lo mires. Tiene el pecho aplastado! (NO hare mencion al plato volador que llevo por bolso, porque ya es el must del mal gusto) Recien ahora me puse a mirar fotos, porque la verdad, ¿¿¿ la alfombra roja de los Oscar ??? No me parece ya ni cine eso…

  3. LOla 1 Marzo 2011

    MUjeres,

    http://www.blogycine.com/cine/24620/natalieportman/globosdeoro/embarazo

    Miren a la portman en los globos de oro, no la veo como una chica que esconda la tripa, por eso les paso el link.

  4. Sol 1 Marzo 2011

    Pues a mí también me parece que tiene las tetas embutidas en el vestido (quizá una talla más le habría quedado mejor), pero me parece estupendo que las muestre en todo su esplendor y que no haya esperado a volver a estar como una sílfide para mostrarse en público.
    En cuanto a la Portman, la pobre no tiene culpa de ser menudita y delgada. Cada cuerpo es diferente y muchas de las que no engordan demasiado en el embarazo no es porque estén obsesionadas cuidándose sino porque simplemente su cuerpo es así. Yo (alta y delgada) juro que comí lo de siempre, no hice nada especial y sólo engordé cinco kilos y medio en el embarazo. Dos meses después del parto estoy exactamente igual que antes sin hacer ningún tipo de ejercicio. Pero no es mérito mío: mi cuerpo es así y punto. Y que conste que no tengo 20 años; voy a cumplir 40 este año.

  5. Lolita 1 Marzo 2011

    Pues a mí me pareció que la Pé lucía unas hermosas tetas de recién parida.
    En cualquier caso, los artistas viven de su imagen, son su herramienta de trabajo, y suelen pasarse la vida haciendo dietas y gimnasio.

  6. Lolita 1 Marzo 2011

    Y no me importaría en absoluto ir colgada del brazo de Bardem, como un bolso; no dejo de ser moderna y feminista por eso.

  7. Author
    Irene Garcia 1 Marzo 2011

    :). Ya sabía yo que lo de los cotilleos iba a traer cola. Más que a la actitud de ellas me quería referir a la actitud de los medios. Si alguien es capaz de apreciar que la Portman está embarazada en las foto que comparte con Pe en la galería de El País es porque sabe que está embarazada. Yo jamás me hubiera dado cuenta. Ellas ni idea de lo que piensan, no las conozco xDDD

  8. Esthercita Martinín 1 Marzo 2011

    Ains, las mujeres y los iconos de belleza !! Francamente, cuando vi la foto de Pe y Bardem, no me fijé en si estaba más reventona o menos, símplemente pensé “joer, con quien habrán dejado a la criaturilla de un mes, si con quien mejor está es con sus padres”; y ya me puse a divagar sobre la vida que lleva la farándula en general, que entre tanto ir y venir, tanto rodaje, tanto estreno y tanta leche, que no materna, lo de la conciliación suena a chiste; pero claro algo tienen que dar a cambio de tanta pasta como ganan, no ??
    El caso es, que me voy por las Ubeda’s Mountains, que hace tiempo leí un artículo (creo que en El País) que hablaba sobre todas las “aberraciones” que hace el mundo del famoseo, para borrar las huellas de la maternidad cuanto antes. Y como la opinión de médicos expertos es que son casi incompatibles con la naturaleza humana, lo que digan cuatro periodistas de pacotilla sobre el pandero de la Pe, básicamente me importa un bledo.
    También estoy embarazada de siete meses, y no es que sea siete veces la Portman, pero un par de ellas si, y como mi matrón me dice que estoy genial de peso y que mis analíticas están perfectas, sigo tan orgullosa luciendo mi tripón…me encanta mirarme en el espejo desnuda, me encanta ver mis pechos turgentes y algo caídos, mi ombligo prominente, mis pequeñas estrías de las caderas, mi culo celulítico, mi piel enrojecida, pero sobre todo me encanta verme la tripa e imaginarme como estará mi pequeñín ahí dentro. Soy totalmente imperfecta y me encanto, porque como dice mi chico, soy un saco lleno de vida, de la vida de mi hijo; ¿existe algo mejor que eso? Pues no. Así que sólo eso debería de servirnos para pasar de toda esta gentuza y dedicarnos a lo nuestro, que es ser madres y mujeres, imperfectas, pero reales. Eso creo que es, en esencia, una actitud feminista.

  9. kore 1 Marzo 2011

    Pues yo creo que el embarazo le está sentando de maravilla a la Portman, me encantó su vestido, tanto que yo quiero uno de ese estilo para una boda que tengo en abril, que yo.

  10. Esthercita Martinín 1 Marzo 2011

    De todos modos, tras ver la galería de fotos que enlazas, he de decir que tienes razón, a Portman casi no se le aprecia el embarazo: qué suerte tienen algunas, que ni ensanchan caderas

  11. Author
    Irene Garcia 1 Marzo 2011

    Y si las ensanchan ya se encargará Photoshop de que no lo parezca 😉

  12. Lolita 1 Marzo 2011

    Las mujeres imperfectas y reales pueden dejar al churumbel con su abuela Pilar, por ejemplo, para acompañar a su compañero a recoger un premio. No pasa nada.

  13. Caro 1 Marzo 2011

    Jajajaja! si son capaces!

    Yo no se lo dejo aún a ninguna de las dos con casi dos años que tiene, le iba a dejar con un mes pa irme de fiesta… ni loca perdía.

    Pero como soy muy fiestera, me lo habría llevado a la gala en un comodísimo fular, y a una hora prudente, me habría ido a casa a dormir. Todas no vamos a hacer lo mismo, digo yo.

  14. Irene 1 Marzo 2011

    Mi hija tiene tres meses y medio y no puedo separame de ella. Me parece que tiene que ser muy duro dejar a tu bebé de un mes durante unas horas, por trabajo o por la razón que sea y si no es así, pobrecitos padres entonces…

  15. Ana 1 Marzo 2011

    A mí me dan mucha pena. En mi vida de clase media-baja no hay cheque que cambie por mi hijo, nuestra lactancia de más de tres años y mi tiempo jugando con él. No hay dinero en el mundo que compre mi maternidad, y ellas la han vendido.

  16. Ana Lucía 2 Marzo 2011

    Hola Louma, que interesante artículo, sobretodo has dicho algo que me interesó mucho, que la lactancia es vista como algo que estorva la mal llamada sexualidad de la mujer.
    Me interesó esto porque yo llevo 17 meses de lactancia con mi bebe y en estos 17 meses mi lívido ha bajado por los suelos, yo no se si esto es normal o no, pero muchas amigas me dicen que es razón suficiente para dejar la lactancia, yo estoy realmente confundida, me puedes ayudar en este tema. (realmente me gustaría que abrieras una discusión al respecto en FB)
    Gracias

  17. Author
    Irene Garcia 2 Marzo 2011

    Hola, Ana Lucía, no soy Louma, pero espero ayudarte. Es normal que durante la lactancia tengas menos ganas de tener sexo al uso. Las hormonas que facilitan la lactancia disminuyen el deseo sexual ya por ellas mismas, porque son las mismas que se producen justo durante y después de tener un orgasmo (tanto en hombres como en mujeres). Además la prolactina influye en tus ovarios y modifica ligeramente el ciclo menstrual. Las hormonas del ciclo menstrual tienen mucho que ver con las ganas de tener sexo. Esto es un mecanismo seleccionado por la naturaleza, para que las mujeres no tengamos los hijos muy seguidos. Y se te pasará. Dicen que el puerperio dura hasta dos años (o más). La cuestión de dejar o no la lactancia es un tema personal que tienes que decidir tú con tu pareja. Si vosotros estáis bien (a los papás, sobre todo a los más implicados también les aumentan esas hormonas que hacen que el sexo sea menos interesante) pues no hay porqué preocuparse. Si estáis mal tal vez deberíais hablarlo. Lo que te pasa es normal, aunque tasmbién puede estar influído por otros factores. ¿Como fue el parto? ¿Estás bien contigo misma? ¿Agobiada? ¿Feliz?

    Besos

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*